El alto mando militar cercó a Bolsonaro e impuso al general Braga Netto como “presidente operativo”

braga neto presidente brasil

El general Walter Souza Braga Netto es oficialmente el primer ministro de la Casa Civil de Brasil, pero ahora también es el “presidente operacional” del vecino país. Tendrá a su cargo la dirección y la centralización en su persona de toda la gestión del gobierno al menos mientras dure la crisis. Esta decisión debió ser aceptada por Bolsonaro y su grupo político y se difundió en diversos portales, entre los que se destaca el castrense Defesanet.

La publicación del sitio militar lleva como título “Gen Braga Neto Assume o Estado-Maior do Planalto” y allí explica que “la nueva ‘misión informal’  fue el producto de un ‘acuerdo principal’, que involucró a ministros y comandantes militares y al propio Presidente de la República” y que “para muchos, la ‘misión’ de Braga Neto no es más que una intervención o una junta militar que coordina el gobierno”.

Esto significa que si Bolsonaro está en desacuerdo podrá expresarse en contra de las decisiones, pero el general Braga Neto podrá corregirlo abiertamente, según explica la web militar.

La información del “intercambio de funciones” ya se ha transmitido, “con el debido cuidado”, a los ministros y a las “autoridades” principales, especialmente de los poderes legislativo y judicial. Braga Netto habría sido presentado como “director de operaciones”. Entre los militares, el puesto se llama “Jefe de Estado Mayor de Planalto”.

El gobierno militar secreto formado por generales en los puestos clave del Planalto, es la consecuencia de los avances políticos del sector castrense dentro del gobierno. Ahora, sin embargo, hay un cambio importante: los generales se consolidaron en la mesa de negociaciones con Bolsonaro a partir las victorias políticas que acumularon después de un largo trabajo, que se da en simultáneo con el constante aislamiento político de Bolsonaro y su innegable desgaste en la opinión pública.

Se trata del trabajo de meses coordinado por el Alto Mando de las Fuerzas Armadas con la ayuda de la  prensa y sectores civíciles de centro derecha. No obstante, aunque Bolsonaro debió aceptar el condicionamiento, no se somete por el momento completamente y buscará recobrar centralidad y capacidad de decisión.

Sin embargo, la espada de Damocles que pende sobre el (ex?) presidente de la República Federativa de Brasil es la posibilidad de un avanzada judicial contra su hijo y la develación de los lazos que el bolsonarismo posee con las “milicias” para militares.

También podría interesarte

Redacción

Portal online de actualidad política, desde Bahía Blanca para toda la Provincia de Buenos Aires, la Nación Argentina y el mundo. Líder bahiense en periodismo ciudadano.

Read Previous

La peligrosa situación de Moreno: ya tiene 27 casos confirmados de Coronavirus

Read Next

Primera fallecida en San Miguel: ya son 40 las víctimas mortales en Argentina

6 Comments

  • […] de su país, fue corrido del ejercicio efectivo de la presidencia, que recayó en manos de Walter Braga Netto. No obstante, por el momento, no parece reordenarse la política sanitaria del vecino […]

  • […] El alto mando militar cercó a Bolsonaro e impuso al general Braga Netto como “presidente operativo” […]

  • […] que allanaron el camino de Bolsonaro a la presidencia impusieran a su jefe de gabinete, el general Walter Braga Netto como “presidente operacional”, el ministro de salud defendió la política de […]

  • […] Cabe recordar que Bolsonaro evito declarar la cuarentena por lo que los gobernadores se rebelaron y la dictaron de todos modos. Ante su negativa de acatarla, llamando a movilizar a grupos evangélicos, los sectores castrenses de su gobierno le quitaron poder de decisión, al impulsar a Walter Braga Netto como “presidente operacional“. […]

  • […] The military high command surrounded Bolsonaro and imposed General Braga Netto as “operational… General Walter Souza Braga Netto is officially the Prime Minister of the Civil House of Brazil, but now he is also the “operational president” of the neighboring country. He will be in charge of directing and centralizing all the government’s management, at least for the duration of the crisis. This decision had to be accepted by Bolsonaro and his political group and was disseminated on various portals, including the military Defesanet. […]

  • […] y evitó tomar medidas en contra de la propagación de la pandemia. Si bien posteriormente una coalición cívico-militar lo desplazó del efectivo ejercicio del gobierno, la situación en Brasil en preocupante y hay un gran temor de que contagiados crucen la frontera […]

Comments are closed.