GestaPRO: el extitular del Bapro no se presentó ante la Bicameral de Inteligencia

Juan Curutchet, quien fuera presidente del Banco Provincia (Bapro) durante el gobierno bonaerense de María Eugenia Vidal, no se presentó ante la Comisión Bicameral de Fiscalización de los Organismos de Inteligencia del Congreso en el marco de la investigación parlamentaria sobre el caso “Gestapo antisindical”.

El ex titular del Bapro envió un escrito en el que afirmó que el “ámbito natural” para brindar su testimonio es la causa judicial que se abrió sobre el tema y que actualmente instruye el juez federal de La Plata Ernesto Kreplak.

La comisión Bicameral de inteligencia que preside el diputado nacional Leopoldo Moreau había citado para este miércoles a las 15 al expresidente del BAPRO por el rol que tuvo en el caso Gestapo antisindical. Como no es agente de inteligencia, Curutchet podía evadir la convocatoria, cosa que efectivamente sucedió. Básicamente, en la sede porteña de la entidad bancaria que presidía Curutchet se dio la “reunión Gestapo antisindical“, a la que concurrieron espías de la AFI, funcionarios bonaerenses y empresarios para coordinar el armado de causas contra el sindicalista Juan Pablo “Pata” Medina.

Curutchet fue designado por María Eugenia Vidal y comenzó su gestión el 1º de enero de 2016. El 15 de junio de 2017 cuando se realizó la reunión del escándalo en el BAPRO él estaba al frente de la institución. Dejó el cargo con la partida del macrismo del gobierno provincial. Una de las preguntas centrales que los legisladores le querían realizar es si tenía conocimiento de la existencia de esa reunión. Sobre todo porque una serie de mails internos del banco lo comprometen.

El rol de Curutchet siempre estuvo bajo análisis de los investigadores porque tal como quedó corroborado, el banco habilitó el ingreso de agentes “técnicos” de la AFI el 14 de junio de 2017 –que ingresaron sin dejar sus nombres- para colocar las cámaras con las que se grabaría la reunión del día siguiente. También les permitió entrar el 16 de junio a retirarlas. En la reunión del 15 de junio tampoco hubo registro de ingreso de los participantes del cónclave. Es decir, se dejó la “zona libre”.

La reserva del Salón de Usos Múltiples de la sede porteña del BAPRO por parte de los involucrados también ubica a Curutchet en un rol comprometedor. El salón estaba reservado para otras reuniones aquel 15 de junio de 2017 que debieron levantarse de urgencia. Fue por un pedido de la Gobernación.

La citación de Curutchet se dio a la par de que Cambiemos impulsa tres denuncias penales en Comodoro Py contra Moreau, presidente de la Bicameral.

Mencionadas en esta nota:

Las últimas noticias

Seguinos en redes

Offtopic: