15.5 C
Bahía Blanca
lunes, marzo 4, 2024

Massa aseguró que “la seguridad será una política de Estado y va a ser un tema personal”

Ante la presencia de intendentes de distintas fuerzas, Sergio Massa sostuvo que "la lucha contra la inseguridad no puede tener una bandera política". Por otra parte, el candidato presidencial de Unión por la Patria recibió un guiño del presidente de la Corte Suprema por su llamado a un gobierno de unidad nacional.

Unidad contra la inseguridad

En el Ministerio de Economía, Sergio Massa encabezó el lanzamiento del Programa Integral de Ciudades Seguras, al que apostó como una "política de Estado". Allí, el ministro-candidato destacó la presencia de "intendentes socialistas, peronistas, de partidos provinciales, radicales, del PRO, vecinalistas y de Hacemos por Córdoba", entre otros, reforzando su idea de "fin de la grieta" y de convocatoria a un gobierno de unidad nacional.

"La lucha contra la inseguridad no puede tener una bandera política", sino que "tiene que ser una convicción en la que todos los sectores trabajemos juntos con una mirada propositiva y de profesionalismo hacia nuestras fuerzas de seguridad", afirmó el ex intendente de Tigre.

En su discurso, Massa señaló que con ese programa de infraestructura y equipamiento tecnológico destinado a la construcción de Centros Inteligentes de Monitoreo (CIM) para municipios, el Gobierno "siembra un instrumento que aspiramos a seguirlo adelante si Dios y los argentinos me dan la responsabilidad de ser presidente".

Al respecto, reiteró que "la lucha contra la inseguridad es una obligación indelegable del Estado" y, en ese sentido, advirtió que "los que promueven la venta libre de armas están renunciando a una responsabilidad indelegable y a nuestra Constitución", en referencia al candidato de La Libertad Avanza (LLA), Javier Milei.

"La pelea contra la inseguridad no va a ser un tema más en la agenda, sino personal, porque son ellos o nosotros: o los delincuentes en la calle como dueños o los argentinos de bien que trabajan y quieren disfrutar del espacio público", definió.

VOS PODÉS HACER TU APORTE
Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestro medio y porque buscás fuentes de información alternativas a los medios corporativos que expresen otras voces. Ayudanos a construir más y mejor periodismo.

Colaborar

Al destacar la presencia de los intendentes de distintos puntos del país, Massa explicó que el objetivo del programa es otorgar a los municipios "todas las herramientas" sin que importe "cómo piensen y a quién voten", sino que "puedan dar a sus ciudadanos la respuesta concreta para que la calle vuelva a ser de los que trabajen y no de los delincuentes".

El guiño de la Corte

Mientras Massa teje vínculos con intendentes de todas las fuerzas políticas, la convocatoria a la unidad nacional también fue respondido por la máxima autoridad del Poder Judicial argentino.

En concreto, el presidente de la Corte Suprema, Horacio Rosatti, también hizo un explícito llamado a la “unidad nacional”, en relación a la etapa que se inaugure el 10 de diciembre próximo, con la asunción de un nuevo gobierno.

Rosatti, también presidente del Consejo de la Magistratura de la Nación, participó de la primera jornada del evento “170 años de la Constitución Nacional” en la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional de Lomas de Zamora.

Allí dijo:

“Todos juramos la misma Constitución, la Constitución de 1994 de la que se van a cumplir 30 años el año que viene, fue a mi juicio el último acto político de unidad nacional que se registró desde el punto de vista institucional en la República Argentina”, expresó Rosatti.

Ese fue el punto de partida para la referencia explícita: “Ojalá la etapa que se inaugura ahora nos marque un camino de unidad y de unión nacional tan importante para poder poner el país en marcha”.

La idéntica elección de palabras de Rosatti no podría ser considerada una mera coincidencia, en el marco de las semanas finales antes del balotaje que enfrentará a Sergio Massa y Javier Milei.

El futuro de Argentina

Con su mensaje de unidad nacional siendo bien recibido en la sociedad argentina y en la dirigencia, Massa también proyecta los principales ejes de lo que podría ser su gestión económica para 2024.

El ministro-candidato prevé un futuro inmediato prometedor para la Argentina.

En líneas generales, el tigrense imagina la eliminación del déficit fiscal primario, que este año podría llegar al 1,9% del PBI; una mayor disponibilidad de divisas, lo que atenuaría la tensión cambiaria y las dificultades del sector productivo para proveerse de insumos importados; y una reestructuración de las obligaciones del frente externo, tanto con el FMI como con los bonistas privados.

Varias pistas de los próximos pasos fueron entregadas en el encuentro que Massa mantuvo el lunes con corresponsales de medios extranjeros, en su primera actividad pública después de los comicios. Allí habló de su preocupación por las cuentas fiscales y adelantó que urgirá el aval parlamentario para recortar beneficios impositivos a determinados sectores (entre ellos los jueces que no pagan Ganancias).

En el Palacio de Hacienda creen que recuperar esos recursos permitiría convertir el déficit fiscal en un superávit de 1% del PBI.

En el mismo encuentro, el ministro manifestó optimismo sobre la disponibilidad de dólares de que gozará el gobierno en 2024, a partir del incremento de las exportaciones.

"Van a crecer de manera sideral, entre otras cosas porque pasaremos a tener saldo positivo en nuestra balanza energética, porque nos recuperamos de la sequía y además recuperamos capacidad de exportación", dijo Massa.

Para eso confía en volver a contar con los 20 mil millones de dólares que el campo no pudo aportar por la sequía de este año. También en las divisas que generará el yacimiento de Vaca Muerta, al que calificó “una enorme cantera de energía para la región”, que no sólo permitirá evitar importaciones de gas y petróleo sino también venderlos al extranjero.

Además, si de futuro inmediato se trata, Massa también avanzó con la llegada de una tecnología clave para la industria: el 5G.

Tras años de expectativas y tres horas de subasta, el gobierno asignó el espectro para el despliegue, desarrollo y prestación del servicio de quinta generación (5G) en Argentina. Las tres operadoras de telefonía móvil en el país - Claro, Telecom y Telefónica - compraron 250 de los 300 MHz ofrecidos de frecuencia.

La tecnología tiene un uso mayormente industrial, aunque también permitirá mejorar la velocidad en los celulares a medida que se instalen la radiobases necesarias. El efecto inmediato de esta subasta son los 875 millones de dólares que entrarán al Tesoro los próximos quince días.

La tecnología del 5G tiene tres características que la diferencian de las anteriores, y dos grandes usos. Es más veloz (puede alcanzar una velocidad diez veces mayor a lo que existe en la actualidad); es menos latente, es decir que reduce el tiempo que transcurre entre que se envía una señal hasta que se recibe, lo que permite operar equipos a distancia; y más densa, es decir que admite mayor cantidad de dispositivos conectados lo que asegura conexión en grandes aglomeraciones de personas.

Por sus características (y por la capacidad de monetización), el uso más difundido de esta tecnología es el industrial más que el cotidiano en Smartphones.

Para el cotidiano, los impactos se pueden notar en el acceso a conexión en eventos con grandes aglomeraciones de personas, y en la velocidad del equipo.

La campaña a toda marcha

Portando el traje de ministro y candidato al mismo tiempo, este jueves Massa se reunirá con gobernadores peronistas para delinear los pasos a seguir respecto a la estrategia que se utilizará en la campaña de cara al balotaje.

En Unión por la Patria (UP) saben que la elección aún no está ganada y resta un duro ejercicio militante y territorial para apuntalar los votos conseguidos el 22 de octubre y sumar los necesarios para vencer a Milei. Por eso, los gobernadores Axel Kicillof y Juan Manzur idearon el encuentro que se desarrollará en el Consejo Federal de Inversiones (CFI).

Massa viene insistiendo con la idea de que debe llevar adelante un gobierno de unidad nacional y ese mensaje empezó a expandirse a través de los gobernadores. En las últimas horas el riojano Ricardo Quintela aseguró: “Estamos convocando a todas las fuerzas políticas a conformar un gobierno de unidad nacional”.

En el búnker de campaña del oficialismo advierten que ese mensaje es bien tomado por un sector de la sociedad y lo quieren diseminar por todo el país. Mensaje que va de la mano de la idea de que la grieta se terminó y que el peronismo va a forjar un nuevo tiempo político si es gobierno.

Cabe recordar que el trabajo territorial de los mandatarios empujó la remontada de Massa en el interior del país. El candidato de UP creció en todos los distritos y logró dar vuelta la elección -respecto a las PASO- en ocho provincias: Tierra del Fuego, Santa Cruz, Río Negro, La Pampa, La Rioja, Tucumán, Entre Ríos y Corrientes. Ahora debe volver a crecer y para eso es determinante mostrar las debilidades de Milei.

Podría interesarte:
Personas mencionadas en esta nota:

Las últimas noticias

Latest Posts

.links span { display:none }