15.5 C
Bahía Blanca
lunes, marzo 4, 2024

Diana Mondino aseguró que si Milei gana respetará "los derechos" de los ingleses en Malvinas

Para Javier Milei y La Libertad Avanza la Argentina no tiene derecho a reclamar la soberanía sobre las Islas Malvinas. Así lo expresó Diana Mondino, la potencial canciller de Milei, al medio británico The Telegraph: "No vamos a reconocer ninguna autoridad externa sobre las islas".

Mondino es candidata a diputada nacional por LLA, posible futura canciller de un gobierno libertario y "asesora" del espacio en materia internacional. En esa condición ofreció una breve entrevista al diario inglés The Telegraph, muy cercano a los conservadores de aquel país.

"Pueden pasar muchos años, pero no se puede imponer ninguna decisión a otras personas, ni a los argentinos ni a nadie. Ya no se pueden imponer decisiones, eso tiene que terminar", dijo, en relación al reclamo nacional para romper con el colonialismo británico.

Mondino afirmó al diario inglés que “Javier Milei respeta el principio de no agresión. Él cree que la gente debe decidir sobre su propio destino. No vamos a forzar a nadie a hacer nada que no quiera”.

“Nosotros no vamos a negociar nada con nadie. No vamos a reconocer ninguna autoridad externa sobre las islas. Si los isleños quieren ser parte de Argentina, bienvenidos. Si quieren ser parte del Reino Unido, está bien. Si quieren ser independientes, también está bien”.

Diana Mondino

A su vez, la posible futura canciller dio a entender que el único interés de un eventual gobierno libertario sería explotar los recursos naturales que hay en las islas:

"Si la gente eventualmente quiere hacer ciertas cosas, se harán. Ahora mismo estamos en el peor de los mundos, porque ni Gran Bretaña ni Argentina pueden hacer un uso razonable de los recursos que hay allí abajo", manifestó Mondino.

VOS PODÉS HACER TU APORTE
Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestro medio y porque buscás fuentes de información alternativas a los medios corporativos que expresen otras voces. Ayudanos a construir más y mejor periodismo.

Colaborar

“¿Cómo entendería la inflación alguien que no haya nacido ni crecido en Argentina?”, sostuvo Mondino para defender su argumento en contra de la soberanía argentina sobre Malvinas, a la vez que se preguntó "por qué alguien querría ser parte de una sociedad" como la argentina y sentenció: "Necesitamos convertirnos en un país normal y somos un país vacío".

"Los derechos de los isleños serán respetados, deben ser respetados y no se les puede faltar el respeto. El concepto de que se puede imponer a la gente lo que se puede hacer o lo que se debe hacer es muy feudal e ingenuo", afirmó.

No es la primera vez que desde LLA descartan el reclamo soberano de Argentina. Meses atrás, el propio Javier Milei pedía respetar "la decisión de los hogareños". Además, cabe recordar que el año pasado, cuando se cumplieron 40 años de la Guerra de Malvinas, Milei afirmó que se "identifica" en "términos históricos" con la exprimera ministra británica Margaret Thatcher, quien gobernaba el Reino Unido en aquel entonces y fue acusada de crímenes de guerra.

Los dichos de Mondino recibieron el inmediato repudio por su desprecio hacia el reclamo de soberanía nacional.

El secretario de Malvinas, Antártida y Atlántico Sur, Guillermo Carmona, cuestionó los dichos de Mondino:

"Entre la ignorancia y la vulneración de la Constitución Nacional, Javier Milei quiere llevarnos hacia una política de entrega de Malvinas. Las declaraciones de Diana Mondino a The Telegraph lo confirman", tuiteó Carmona al compartir la nota.

"Expresiones como las que lanzan Milei y Mondino han sido características de gobiernos desmalvinizadores. Su compromiso con la soberanía nacional es nulo y manifiesta su predisposición a violar la Constitución y el derecho internacional que asiste a la posición argentina", apuntó Carmona.

"Mañana enviaré al despacho del diputado Milei un texto de la Constitución Nacional y el compendio de Resoluciones de la ONU sobre Malvinas. Tal vez su lectura le permita comprender las aberraciones en las que incurre junto a sus más próximos colaboradores cuando habla de Malvinas. Espero que su pasión ideológica por Thatcher no le impida, tras su lectura, comprender por qué las Malvinas fueron, son y serán siempre argentinas", concluyó.

Además, Carmona señaló que "Milei quiere imponer los deseos de 3.000 isleños de Malvinas sobre la voluntad de más de 46 millones de argentinos".

"A pesar de sus desastrosas políticas sobre Malvinas, ni (los expresidentes Carlos) Menem ni (Mauricio) Macri se animaron a tanto", dijo Carmona a la agencia Télam.

Y añadió:

"Mondino ignora que el régimen constitucional argentino reconoce a los habitantes de Malvinas el respeto de sus intereses y de su modo de vida, en tanto habitantes del territorio nacional argentino".

"De esta manera la Argentina da cumplimiento estricto a la resolución 2065 AGNU (Asamblea General de Naciones Unidas) y a la Disposición Transitoria Primera de la Constitución Nacional. Sus derechos civiles, sociales, económicos y culturales son garantizados por Argentina en tanto habitan nuestro territorio", completó.

Por otra parte, Gustavo Martinez Pandiani, embajador argentino en Suiza y asesor principal en política internacional de Sergio Massa, también salió al cruce de los dichos de Mondino.

“Para nosotros, Malvinas es y debe ser siempre un eje absolutamente innegociable e irrenunciable de la política exterior argentina, destacó Martínez Pandiani.

Martínez Pandiani dejó en claro que desde Unión por la Patria “los derechos que se respetarán antes que nada son los de los excombatientes y los de los caídos y sus familias. Estamos comprometidos con la Causa Malvinas y queremos que su recuperación pacífica siga siendo una política de Estado de todos los argentinos y las argentinas”, agregó.

Las condiciones de Milei para debatir

Mientras los asesores de Milei siguen generándole problemas de cara a las elecciones generales, el candidato presidencial intenta imponer condiciones al debate obligatorio de los candidatos al Sillón de Rivadavia.

El propio Milei confirmó esta semana que participará de los dos debates previstos por ley con sus cuatro contrincantes para llegar a la Casa Rosada, pero antes exigió dos imposiciones para no faltar.

La primera, es que Milei no quiere que las repreguntas de otros candidatos sean "cara a cara". El libertario pasó un mal rato en 2021 cuando debatió de esa forma contra la postulante de izquierda Myriam Bregman, en una modalidad muy similar realizada durante un debate organizado por el canal Todo Noticias. El economista no quiere repetir la situación.

La otra discusión es por el protocolo que se usará para incorporar preguntas de la ciudadanía, porque Milei teme que los organizadores filtren consultas para dejarlo mal parado y así favorecer a sus rivales.

En pocas palabras: Milei no quiere que los otros candidatos le hagan repreguntas de frente, y a su vez quiere elegir qué preguntas de la ciudadanía va a responder.

Podría interesarte:
Personas mencionadas en esta nota:

Las últimas noticias

Latest Posts

.links span { display:none }