Violencia policial en Colombia y crisis institucional en Perú

En su columna Miradas al Sur en El Ágora en Radio Nacional Bahía Blanca de este martes, Amparo Sayago, dio un panorama sobre la violencia policial desatada en Colombia con epicentro en Bogotá y la crisis política-institucional que atraviesa Perú.

La violencia en Colombia

La semana pasada se viralizó un video donde que muestra un caso de violencia institucional en la ciudad de Bogotá, donde se ve como un hombre recibe por parte de dos policías descargas eléctricas, luego es subido a un móvil y muere horas después en una clínica de la ciudad.

A partir de la investigación, se indaga, que el abogado Javier Ordóñez de 46 años, fallece a partir de los brutales golpes y torturas recibidos en el traslado a la comisaría. Este hecho genero una serie de movilizaciones y enfrentamientos entre los ciudadanos y la policía, donde como consecuencia de la represión policial 14 personas fueron asesinadas y más de 70 sufrieron heridas de bala.

Perú en crisis institucional

Por otro lado, Perú atraviesa una crisis política institucional. El intento del Congreso de llevar adelante un juicio exprés para lograr la destitución del presidente Martín Vizcarra se originó en acusaciones por irregularidades en la contratación del cantante Richard “Swing”.

Si bien se aprobó el inicio del juicio con 65 votos afirmativos de 130, el bloque fujimorista no logró reunir los 87 votos necesarios para la “moción de vacancia”.

Las irregularidades del proceso se evidenciaron al darse a conocer los contactos que mantuvo el líder del Parlamento, Manuel Merino, con las Fuerzas Armadas para pedirles su apoyo en la maniobra de destitución del gobierno de Vizcarra.

También podría interesarte

Redacción

Portal online de actualidad política, desde Bahía Blanca para toda la Provincia de Buenos Aires, la Nación Argentina y el mundo. Líder bahiense en periodismo ciudadano.

Read Previous

El Gobierno provincial desembolsará 2 mil millones en obras públicas

Read Next

Alejandra Santucho: “Esa proscripción sin dudas marcó a fuego la militancia Argentina”